Home » » Idina Menzel: nuevo CD es ''un nuevo comienzo''

Idina Menzel: nuevo CD es ''un nuevo comienzo''

Publicado por Óptima F.M | 29 de septiembre de 2016 | 14:50

Un simple título, "idina." Son solo cinco letras: su nombre de pila sin adornos. Todo en minúscula, con un punto al final.
 
La estrella de "Frozen" y Broadway Idina Menzel presenta un nuevo álbum introspectivo tras varios años tumultuosos y su simple título, "idina.", es tan elemental como él. "Supongo que quiero que la gente sienta que de verdad me conoce lo suficiente como llamarme por mi nombre", dijo Menzel en una entrevista reciente. "El punto revela algo de seguridad pero las minúsculas dicen que no soy completamente arrogante".

En los ocho añs desde su primer álbum de estudio original, Menzel alcanzó la fama internacional cantando "Let It Go", vio a John Travolta equivocarse al decir su nombre en los Oscar, tuvo un hijo, le dio todo su corazón a un nuevo espectáculo de Broadway y vio su matrimonio con Taye Diggs desmoronarse. Ahora tiene un nuevo álbum de pop maduro y un nuevo compromiso con el actor Aaron Lohr. "Es un nuevo comienzo en mi vida personal", dijo la cantante y actriz.

"La música que escribí es sobre cosas que estaba viviendo los últimos dos años, como poner fin a una era de mi vida y descubrir cómo comenzar de nuevo". El nuevo álbum es fuerte e increíblemente personal, con nubarrones por todos lados. "Dios sabe que pasé un infierno", canta, en inglés, en "Show Me". En "I See You" dice: "A la salud de los desesperados, los casi olvidados, a aquellos que perdieron en el camino, los veo".

La mujer que una vez canto "Defying Gravity" (desafiando la gravedad) ahora dice "adiós gravedad" en una canción. Menzel se apoyó en dos productores, Eric Rosse y Greg Wells, y coescribió todas las canciones del disco, desde "I Do", con una clara alusión a Diggs ("Recuerdo que me dijiste que eras mi único amor"), hasta la animada "Queen of Swords " ("No vengas a pedirme disculpas").

La cantante y actriz de 45 años dice que sus problemas personales coincidieron con su éxito profesional, haciendo que la cabeza le diera vueltas. Entraba al estudio furiosa con el mundo y aun así lograba escribir canciones esperanzadoras. "Estaba pasando por un divorcio y, simultáneamente, mi carrera estaba despegando como nunca antes con 'Frozen'. Así que estaba ahí, cantando en los Oscar para luego ir a lidiar con un mediador y los acuerdos de visita", relató. "Esa dicotomía, las contradicciones y la culpa y el remordimiento que sentía en este momento profesional tan maravilloso, fue muy dinámico para mí".

Fuente: terra